La nave amarizó de manera controlada en las aguas del Golfo de México al cabo de un viaje de 19 horas desde la Estación Espacial Internacional

El Sumario – La cápsula Dragon Endeavour de SpaceX, con los astronautas de la NASA Robert Behnken y Douglas Hurley a bordo, regresó y amarizó de manera controlada en las aguas del Golfo de México al cabo de un viaje de 19 horas desde la Estación Espacial Internacional (EEI).

Tal como estaba previsto y sin problemas, la cápsula se posó sobre la superficie del mar con ayuda de paracaídas a las 14.48 (18.48 GMT) en un punto del Golfo de México cercano a Pensacola, en la costa noroeste de Florida.

El barco Navigator de SpaceX estaba a solo unas tres millas náuticas del lugar para encargarse de recuperar la nave, que será colocada en su cubierta.

Los dos astronautas, que se encuentran “bien”, serán sometidos a chequeos médicos antes de viajar por vía aérea a Houston (Texas).

El viaje de Behnken y Hurley fue el primero desde suelo estadounidense y en una nave comercial hasta la EEI desde que en 2011 concluyó el programa de transbordadores de la NASA.

Antes de entrar en la atmósfera terrestre la nave se separó de la estructura de carga, que se desintegrará después, y su peso se redujo así a 21.200 libras (unos 9.600 kilos).

Luego hizo una maniobra para salirse de la órbita y una vez en la atmósfera terrestre se activó una primera tanda de dos paracaídas y luego una de cuatro para guiar a la nave al sitio escogido para el amerizaje y para facilitar después una caída suave.

De interés: Microsoft pausa la compra de la red social TikTok tras posible veto en EE.UU.

María Alejandra Guevara

Con información de Agencias y redes sociales