El Sumario – El rey Felipe VI de España renunció a la herencia que personalmente le pudiera corresponder de su padre, Juan Carlos I, así como a cualquier activo, inversión o estructura financiera cuyo origen pueda no estar en consonancia con la legalidad o con criterios de rectitud.

La Casa Real española publicó un comunicado en el que informa además que Juan Carlos I deja de percibir la asignación que tiene fijada en los presupuestos de la Casa de Su Majestad el Rey.

El mismo se difundió tras diversos rumores publicados en las que se asegura que Felipe VI es beneficiario de una sociedad “offshore” creada por el rey Juan Carlos I vinculada a una donación de 65 millones de euros de Arabia Saudí.

Lee también: Juanes y Sanz deleitarán con “La Gira se Queda en Casa”

María Alejandra Guevara

Con información de Agencias