La Frozen Ark conservará el ADN y las células de distintas especies antes de su extinción

El proyecto Frozen Ark, en Inglaterra, conserva en el ADN y las células de especies antes de que desaparezcan por culpa del cambio climático.

“Muchas especies desaparecerán antes de que incluso hayamos descubierto su existencia. La idea de esta arca congelada es hallar y conservar su ADN y células para las generaciones futuras antes de que sea demasiado tarde”, explicó el profesor John Armour, de la Universidad de Nottingham, que alberga el proyecto.

La Frozen Ark, fue creada hace aproximadamente 10 años por una pareja de científicos británicos, (Bryan Clarke, fallecido en 2014, y su esposa Ann), y cuenta con 22 centros asociados en todo el mundo, entre ellos zoológicos y universidades, que han reunido 48 mil muestras de cinco mil 500 especies.

“Los más hostiles a nuestro proyecto son los conservacionistas, para los que todos los esfuerzos deberían concentrarse en salvar a las especies en peligro”, dijo el profesor Ed Louis, uno de los responsables del proyecto. “Con un poco de suerte, llegaremos a salvar el patrimonio genético de casi todo”, estimó, expresando su esperanza en que se acelere la recaudación de fondos para el proyecto.

La idea del proyecto surgió en Clarke por la extinción en libertad del caracol arborícola de Tahití (partula), causada por la introducción de un caracol carnívoro que se suponía debía librar la zona de otro invasor gasterópodo.

Mediante la recopilación de estos caracoles en su laboratorio y su envío a varios zoológicos del mundo, el profesor Clarke fue capaz de salvar la especie, cuya reintroducción en la naturaleza se está probando. “Un día nos miramos y pensamos que deberíamos hacer lo mismo con otras especies en peligro de extinción”, recuerda Ann Clarke.

AW

Con información de El Informador.

Fotografía destacada Gettyimages.

 Ann Clarke creadora del proyecto Frozen Ark
Ann Clarke creadora del proyecto Frozen Ark.