“Aquí está la tentación de la eficiencia, de pensar que la Iglesia está bien si tiene todo bajo control, si vive sin sobresaltos”, dijo el Santo Padre

El Sumario – Durante su visita de carácter privado al centro de refugiados de Vrazhdebna, situado a 8,2 kilómetros de Sofía, Bulgaria, el Papa Francisco dijo  que la situación de los inmigrantes es “una cruz de la humanidad“.

“La esperanza en el mundo de los inmigrantes y refugiados es un poco como una cruz en la humanidad. Una cruz que tanta gente sufre”, señaló el Santo Padre en el marco de su agenda prevista por el segundo día de su viaje al país antes mencionado.

Te podría interesar: Román Lozinski: El trabajo en equipo nos permitirá construir un mejor país

Según reseñó el portal de noticias del Vaticano Vatican News, el Sumo Pontífice agradeció, ante unos 50 refugiados, los cantos con los que le han recibido que “llevan alegría a su camino lleno de dolor por lo que han dejado en la patria y el intento de integrarse”.

En este contexto, el obispo de Roma se despidió de los migrantes deseándoles “lo mejor” al tiempo que recordó “a todos los que quedaron atrás”.

David Carrasquel

Con información de dpa