Investigadores de la Universidad de Washington St. Louis, descubrieron el talón de Aquiles de algunas células madre tumorales del cerebro. Se trata del la proteína SOX2, la cual se encuentra en las células madre tumorales y en las células madre saludables de otras partes del organismo y que se cree es la responsable permitir que la enfermedad se regenere.

Algunos tumores cerebrales  son muy difíciles de tratar, pues reaparecen incluso después de realizar cirugías y radio o quimioterapia. Esta capacidad de regeneración se asocia con las células madres de la enfermedad.

Albert Kim destacó que “este descubrimiento puede ayudar a atacar la raíz de algunos de los tumores cerebrales letales”. Y agregó que un tratamiento exitoso probablemente “requerirá bloquear la capacidad de las células madre tumorales de sobrevivir y reponerse a sí mismas”.

La respuesta también se encuentra en otra proteína: la CDC20. En el laboratorio observaron que el aumento de SOX2 está directamente relacionado con un incremento de de los niveles de CDC20. Al bloquear esta proteína, notaron que la células tumorales ya no podían fabricar SOX2.

“La tasa de crecimiento de algunos tumores que carecen de CDC20 se redujo en un 95%”, subrayó el científico.

Kim trabaja con el glioblastoma, una forma mortal de cáncer cerebral y cuya supervivencia tras el diagnóstico es de 15 meses. Sólo el 30% de los pacientes sobreviven más de dos años.

AG

Con información de ABC

Fotografía Gettyimages