Las autoridades descartaron la caza furtiva, puesto que a ninguno de los ejemplares les fueron extirpados sus colmillos

El Sumario – En Botswana, Sur de África, causa gran conmoción la masiva muerte de elefantes desde el pasado mes de mayo. Alrededor de 350 han sido los cadáveres encontrados, lo que se cataloga como todo un desastre en la vida silvestre, sin precedentes.

De acuerdo a lo publicado en el portal de noticias Rcn Radio, se trata de la segunda muerte masiva de estos animales que viven a lo largo del Delta del Okavango, una zona identificada como patrimonio de la Humanidad.

El gobierno de Botswana no sabe qué puede ser lo que está originando las muertes o si podría representar un riesgo para la salud humana.

Niall McCann, de la ONG National Park Rescue con sede en Reino Unido, indicó que los conservacionistas locales alertaron al gobierno, por primera vez a principios de mayo, después de un sobrevuelo sobre el Delta.

“Vieron 169 en un vuelo de tres horas (…) poder ver y contar tantos en un vuelo de tres horas fue algo extraordinario. Esto no tiene precedentes en cuanto a la cantidad de elefantes que mueren en un solo evento no relacionado con la sequía“, agregó McCann.

Las autoridades descartaron la caza furtiva, puesto que a ninguno de los ejemplares les fueron extirpados sus colmillos.

También genera intriga, que ninguna otra especie de la zona está muriendo.

Las principales hipótesis dan cuenta de un envenenamiento masivo o un patógeno desconocido, sin embargo, el envenenamiento pierde fuerza, porque las aves de carroña no se han visto afectadas.

En el mismo contexto, se dice que un patógeno desconocido toma fuerza, en momentos en que el mundo atraviesa por la pandemia del coronavirus, pero no se podrá confirmar dicha información hasta que no se apliquen las pruebas pertinentes que arrojen dichos resultados.

Conoce más: Nacen en Reino Unido seis Polluelos de cigüeña blanca salvaje

María Alejandra Guevara

Con información de agencias, RCN Radio y otros medios internacionales