La popular cadena de comida rápida se ajusta a los nuevos tiempos y ofrecerá otra forma de pago a sus clientes

El Sumario – El grupo de comida rápida Restaurant Brands International, dueño de las cadenas Burger King, Tim Hortons y Popeyes Louisiana Kitchen, obtuvo unas ganancias netas de 201 millones de dólares en el tercer trimestre de 2019, lo que equivale a un incremento del 50% en comparación con el mismo periodo del año pasado.

La facturación de la firma entre julio y septiembre se situó en 1.458 millones de dólares, un 6% más. De esa cifra, 624 millones de dólares se correspondieron con los ingresos procedentes de los locales en propiedad, un 2,5% más, mientras que 834 millones de dólares  se correspondieron con la facturación de los restaurantes en régimen de franquicia, un 8,9% más.

Leer también: El petróleo venezolano subió hasta los 51,94 dólares por barril

Por segmentos de negocio, la facturación de Tim Hortons en el tercer trimestre creció un 3,1%, hasta 881 millones de dólares, mientras que la cifra de negocio de Burger King se elevó un 9,9%, hasta 457 millones de dólares. Los ingresos procedentes de Popeyes alcanzaron los 120 millones de dólares, un 14,7% más.

Con respecto a los gastos, los costes asociados a las ventas se mantuvieron estables en 475 millones de dólares, mientras que los gastos de venta, generales y administrativos avanzaron un 7,4%, hasta 320 millones de dólares.

La partida destinada a los costes de las franquicias se elevó hasta 133 millones de dólares, un 24,3% más.

De esta forma, en el conjunto de los nueve primeros meses del año, la firma de comida rápida contabilizó un beneficio neto atribuido de 478 millones de dólares, un 6,5% más, tras un aumento del 3,8% de la cifra de negocio, hasta 4.124 millones de dólares..

Con información de dpa.

Artículo anteriorProyecto A firmó contrato con la disquera Codisco
Artículo siguienteInstagram prohibirá los dibujos y memes que representen autolesiones