Hoy en día se dedica a luchar contra enfermedades y el cambio climático, ayudado por su fortuna de 79.200 millones de dólares

Aunque siempre tuvo una personalidad tranquila y nunca quiso estar en primer plano ni aparecer demasiado en público, Bill Gates es el miembro de la generación de fundadores de la industria de la informática que más ha influido sobre la industria. Este miércoles, Gates cumple sus 60 años en una nueva fase de su vida: la de filántropo.

La revista estadounidense Forbes sigue situando a William “Bill” Henry Gates III en el puesto del hombre más rico del mundo, algo que debe al éxito de Microsoft.

Con la fundación de la empresa en los años 70 allanó el camino a la era de la informática. Junto con su amigo Paul Allen, Gates descubrió el potencial del software. De hecho, no sólo creó Microsoft, sino realmente toda la industria del software.

A diferencia del carismático Steve Jobs, fundador de Apple, Gates siempre estuvo considerado como un raro de las computadoras al ser algo retraído. Pero al menos en los países más desarrollados su visión de futuro se hizo realidad: casi todo hogar tiene un PC, algo que hace 40 años parecía ciencia ficción.

Hoy en día, la vida de Gates ya no gira en torno a las computadoras, celulares inteligentes o el software, sino que desde hace siete años se dedica casi exclusivamente a tareas filantrópicas. Él y su esposa Melinda se cuentan entre las personas que más donaciones hacen en el mundo. Los dos entregaron el año pasado 1.300 millones de dólares para objetivos benéficos y se situaron en el segundo puesto por detrás del inversor estadounidense Warren Buffett. Se estima que la fortuna de Gates es de 79.200 millones de dólares.

Tanto él como su esposa crecieron en familias en las que se daba gran valor al trabajo voluntario y el compromiso personal, se señala en la web de su fundación. “Cuando la vida es buena con uno, hay que utilizar este regalo tan bien y sabiamente como se pueda”, se añade.

Entre sus primeros proyectos en los años 90 se contó el equipamiento de las bibliotecas públicas en Estados Unidos con Internet a través de la Gates Library Foundation. En su empresa Microsoft, Gates aprendió lo importante que es ingresar a la red para la educación, explican.

Muy pronto sus intereses se diversificaron a otras áreas en todo el mundo, como el combate a enfermedades como la malaria, el sida o la polio y la lucha contra el cambio climático. En 2010 Bill y Melinda Gates pusieron 10.000 millones de dólares a disposición en la siguiente década para la investigación y distribución de vacunas para los países más pobres.

Bill Gates nació en 1955 cerca de Seattle, en el estado de Washington. Conoció en la escuela a Paul Allen, que era algo mayor que él y con quien empezó a pasar cada minuto libre con computadoras. En 1975 abandonó los estudios para dedicarse más a su pequeña firma Micro-Soft y ampliarla. La fecha de fundación de la empresas es el 4 de abril de 1975.

Su carrera meteórica comenzó con un encargo de IBM de producir un sistema operativo para sus computadoras. Gates asumió el trabajo y por unos 50 mil dólares compró los derechos para el programa QDOS (Quick and Dirty OS), lo desarrolló más y lo llamó MS-DOS (Microsoft Disc Operating System). Así comenzó la era de las computadoras personales.

Microsoft se convirtió en una compañía de alcance mundial con el sistema operativo Windows. Durante la época en que se enfrentó a Netscape en la “guerra de los navegadores”, Gates fue muy criticado por su accionar, pero al final se impuso.

En la cresta de la ola, anunció a principios de 2000 que se retiraba. Entregó primero su cargo de CEO a su amigo Steve Ballmer. Oficialmente se despidió en septiembre de 2007 y en junio de 2008 se separó casi por completo ya de la empresa, con sólo 53 años. Desde entonces sólo influye en su papel de presidente del consejo de vigilancia.

Vive con su mujer y sus tres hijos en una propiedad dotada de alta tecnología cerca de Seattle, pero pese a la enorme riqueza, sus hijos no heredarán una gran fortuna, pues la mayor parte se distribuirá para la sociedad, señaló Melinda Gates en una entrevista.

AG

Con información de dpa.