La opsina 3 podría ser el receptor que detecta los rayos UVA y señala un aumento en la producción de melanina, según reveló un estudio

El Sumario – La opsina 3, una proteína estrechamente relacionada con la rodopsina, una proteína sensible a la luz, tiene un papel en el ajuste de la cantidad de pigmento producido en los humanos y, por lo tanto, ajusta el color de la piel, según un equipo de investigadores de la Universidad de Brown, Estados Unidos.

Cuando las personas pasan mucho tiempo bajo el sol, sin protección para la piel, los rayos ultravioleta (UV) del sol le dicen a la piel que produzca más melanina, que es la que la protege contra los efectos de la radiación que causan el cáncer, y la piel se vuelve más oscura.

Te podría interesar: Los gritos humanos varían en calidad y motivación, según investigadores

La profesora asociada en el departamento de Farmacología Molecular, Fisilogía y Biotecnología de Brown, Elena Oancea, ha estudiado este procesos y ha descubierto las primeras pistas para indicar que los melanocitos, células especializadas de la piel que producen el pigmento melanina, tienen una gran cantidad de opsina 3.

De esta manera, la opsina 3 podría ser el receptor que detecta los rayos UVA y señala un aumento en la producción de melanina. “Opsina 3 modula la cantidad de pigmento que producen las células pero, sorprendentemente, lo hace independientemente de la luz”, explicó la experta.

David Carrasquel

Con información de dpa