El Sumario– En Rhode Island, Estados Unidos, una mujer ingresó en la emergencia de un centro médico debido a que se estaba poniendo azul. La fémina, de 25 años de edad, presentó debilidad generalizada, fatiga y falta de aliento.

Luego de examinarla y tomarle muestras de sangres que se veían de color azul, los especialistas dieron con el diagnóstico: “metahemoglobinemia adquirida“.  Asimismo, comprobaron que la reacción se debió a la ingesta de benzocaína, un fármaco que se utiliza para el dolor de muelas, el herpes labial y para aliviar las terminaciones nerviosas de la piel.

Quizás sea de su interés: Abeja macho inyecta toxina en apareamiento con la reina para cegarla

Los doctores Otis Warren y Benjamin Blackwood escribieron sobre el caso en un estudio publicado en el New England Journal of Medicine, en donde documentaron que la paciente estaba “cianótica”, término clínico para verse de color azul.

Warren, doctor de medicina de emergencia en el Hospital Miriam en Providence, reveló a CNN que solo había visto a otro paciente “azul” mientras completaba su residencia. Se quedó a cargo de él, por lo que pudo identificar de inmediato la condición de la mujer.

Cómo se produce el cambio de rojo a azul

Warren explicó que la sangre rica en oxígeno generalmente se asocia con un color rojo brillante. Pero a pesar de que la sangre parece azul en pacientes con metahemoglobinemia, los niveles de oxígeno en realidad son bastante altos.

La sangre “se une de forma egoísta” con el oxígeno y no lo libera al tejido que lo necesita. Y así, el paciente luce azul.

Con información de agencias

Redacción El Sumario